Tel: 91 229 29 72 -

El origen de las tapas

El origen de las tapas

Ir con amigos de tapas variadas en Alcobendas no es algo exclusivo de los fines de semanas ni de las estaciones de buen tiempo. Hacerlo constituye una tradición arraigada en la cultura española y que no pasa de moda. Y aunque hay casi una decena de teorías al respecto, el origen de este pasatiempo internacionalmente conocido parece estar muy claro.

Según la Real Academia de Lengua Española la palabra tapear significa tomar tapas en los bares. Y define a la tapa como la pequeña porción de algún alimento que se sirve como acompañamiento a una bebida. Hasta el momento nada que no sepamos excepto seguramente por el dato de que la palabra comenzó a formar parte de la RAE en el año 1939 como una expresión de origen andaluz. 

Pero tal como nos dicen nuestros amigos de Rincón de Jaime, la misma definición nos orienta sobre el origen de la tapa, debiéndolo ubicar en el siglo XIII en la época en que reinaba Alfonso X el Sabio. El monarca se encontraba enfermo y la prescripción médica le recomendaba comer entre horas pequeños bocados.  

Gracias a su pronta recuperación, el soberano recordado por su reconocido papel en la administración, la dirección y en el mundo de la cultura y las artes donde destacaba como poeta, dispuso que en todas las tabernas y mesones de Castilla se ofreciera un pequeño bocado cada vez que se pidiera una copa de vino.

Tal como sucede como cuando comemos tapas variadas en Alcobendas, el alimento ayuda también a evitar los malestares que el alcohol nos puede ocasionar. Y en la época en que surgió esta maravillosa costumbre, el bocado que acompañaba a la bebida, tapaba el vaso o jarra que la contenía, dando origen a la palabra. 

haz clic para copiar mailmail copiado