En nuestro restaurante con tapas variadas en Alcobendas sabemos que una de las claves más importantes para que estas sean sabrosas es que estén realizadas con un buen producto. De esta manera, hasta los platos más sencillos serán deliciosos. Un buen ejemplo de esto son los huevos rotos, cuya base son productos tan humildes y sencillos como las patatas y los huevos. A continuación te hablamos de cuál es el secreto de este plato.

En primer lugar, la mejor manera de poder degustar en su esplendor este plato es pudiéndolo combinar con lo que a uno más le guste. Y uno de los ingredientes estrella es sin duda el jamón, algo tan nuestro como delicioso.

El segundo secreto para que este plato resulte perfecto es el punto de preparación de las patatas y los huevos. Las patatas deben estar crujientes por fuera, pero esponjosas por dentro. En el caso de los huevos estos deberán tener la yema en el punto perfecto para que cuando se corten esta se desparrame llenando de sabor el resto del plato. 

Por último, la mejor manera de presentar este plato es con una cama de patatas sobre ellas el otro elemento indispensable: el jamón, y para terminar. el huevo coronará la preparación. Una vez en la mesa será uno mismo quien corte el huevo para crear una mezcla perfecta.

Seguro que se te ha hecho la boca agua. Ven a disfrutar de esta y otras ricas tapas variadas en Alcobendas en el Rincón de Jaime.